Saltar al contenido

Oración para cada día de la semana

Oración para cada día de la semana
Oración para cada día de la semana
Vota

A Dios padre, se le dan las gracias por cada día de vida, por el descanso que hemos tenido en la noche, se le agradece por los trabajos que debemos realizar, porque nos guíe, nos de cada uno de los sentidos, las cosas positivas, por alejar las malas influencias y realizar cada actividad con amor, pedimos por la salud, el amor, la protección, el trabajo y por que cubra todas nuestras necesidades y las de nuestros seres amados.   

Oración para cada día de la semana en las mañanas

“Dios mío bendice este día que empieza, te pido me des a mí y a mis seres queridos fuerza, emprendimiento, salud, amor, sabiduría y alegría, que donde yo llegue sea paz, esperanza y armonía, que cada palabra sea de apoyo, comprensión y amor. Que mis caminos se iluminen con tu presencia y todos quienes contacten con mi persona sientan que el amor de Dios los envuelve y los rodea en su manto de protección divina, Amén”.  

Luego de finalizar cada oración se recomienda acompañarla con un padre nuestro, un ave María o un credo. Mientras más nos concentremos en esta y pidamos con fe, más rápido Dios responderá nuestro llamado. 

Oración para cada día de la semana para dar gracias

“Dios mío te doy gracias por este nuevo día en el que puedo recrearme en todas las maravillas que has creado. Padre, voy en tu nombre y activo todos los ángeles que están a nuestro servicio para que vayan delante de nosotros y quiten toda piedra de tropiezo, y vamos a recibir todas las bendiciones que tienes reservadas para nosotros hoy, te damos gracias porque todo esto ya está hechoRezamos un padre nuestro y un ave María. 

Oración para cada día de la semana en las noches

“Señor mío gracias por el día de hoy donde he cumplido con mis objetivos y labores, perdona si de alguna manera herí de palabra los sentimientos de alguna persona. Te doy gracias por traerme con bien a mi casa, por cuidar de mi familia. Protege mi sueño y el de los míos, y si no llego a despertar toma esto como confesión ya que tú me conoces desde antes de nacer, perdona mis pecados y llévame al cielo, Amen”.   

Dios nos ha criado, es dueño de nuestras vidas, si lo tenemos presente cada día estará siempre con nosotros, llevándonos por el buen camino, hablando con la verdad por delante, ignorando la maldad, pensando con el corazón y obrando con amor. Si oramos cada día por nuestros familiares, amigos, colaboradores, seremos bendecidos, cuidados por nuestro señor Jesús, los ángeles nos ayudarán en nuestros caminos. 

Nos encomendamos a Dios antes de salir a la calle, sin importar a donde, y dándole las gracias al regresar a nuestra casa sin ningún inconveniente o rasguño, cada día debe iniciarse con un padre nuestro para agradecerDios obrará maravillas sabiendo que hasta las dificultades son aprendizajes y que nuestra alma está purificada de cualquier cosa negativa.