Saltar al contenido

Oración para un bebé recién nacido enfermo

Oración para un bebé recién nacido enfermo
Oración para un bebé recién nacido enfermo
Vota

El tener un bebé enfermo es la peor noticia que pueden recibir los padres y más cuando este bebé está recién nacido. El dolor tan intenso que llega, sintiendo que no se puede respirar y el miedo terrible al no saber cómo se pondrá el bebé. En el único que se tiene que poner la esperanza y la confianza es en Dios.

Orando en familia:

Beneficios de la oración a un recién nacido

Dios padre es el único que nos puede ayudar en los tiempos difíciles, ya que él nos consuela, nos protege, nos ama y nos sana de toda enfermedad. Al orar por nuestros hijos le damos el poder a Jesús, hijo de Dios, para que sirva de camino entre nosotros y Dios, y así dejar que baje la sanación del cielo al cuerpo de nuestro hijo o hija.

Dios tiene el control de nuestras vidas, tiene el control de la vida del bebé, de los médicos y de cada persona que está a cuidado de él o ella.

Solo en Él debe recaer nuestros pesares y nuestros lamentos. Santo es Dios y siempre estará con nosotros, en las buenas y en las malas. Por esa razón, el orar es imprescindible en nuestras vidas. No hay que esperar a pasar por un momento difícil, se debe tener el nombre de Dios presente a cada momento.

Él no deja avergonzados a los niños y niñas de sus ojos, y nos ama a cada uno por igual, tanto así que sacrificó lo más apreciado para él por nosotros.

❌ Oración para un bebé recién nacido enfermo

Padre, santo eres señor. Tú conoces el corazón de tus hijos

Y conoces nuestros pesares, así como sabías que sentía tu hijo Jesús en la cruz.

Padre conocías de mi deseo por tener un bebé y me lo concediste,

Señor ten misericordia por mí y por mi familia

Mi bebé está sano en el nombre de Jesús

Tu hijo murió por cada uno de nosotros en la cruz

Para ser salvos y sanos, padre.

Dios sana a (nombre de tu bebé) te lo pido señor.

Está sano por la sangre de Cristo.

En el nombre de Jesús, amén.

❌ Oración para un bebé recién nacido enfermo terminal

Señor, gracias por tu misericordia y gracias por todo.

Padre tú tienes un plan para cada uno de nosotros

Y si el que mi bebé no este es lo que tú quieres

Te lo entrego Dios. Te entrego la vida de mi bebé

Yo sé que mi bebé contigo siempre estará en paz

Tu tendrás a mi bebé bajo tus majestuosas alas

Y yo los me cuidarán, a mí y a mi familia

Padre gracias porque me diste la oportunidad

De tener a (nombre de tu bebé) en mi brazo y por dejarme conocerlo/la

Tú tienes el control de mi vida y de mis sentimientos

No solo de los míos, sino también de cada persona que está pasando por esto

Señor tú nos fortaleces

En el nombre de Jesús, amén.

Debemos darle gracias a Dios por el regalo de ser madre o padre y por el bebé que nos mandó a nuestra vida porque eso es un milagro y lo más hermoso que puede pasar en la vida del ser humano.