Saltar al contenido

Oración para un hijo enfermo

Oración para un hijo enfermo

El tener un hijo o hija es la bendición más grande que Dios puede dar como seres humanos. Ellos se convierten en nuestro centro y nuestra razón para seguir adelante a pesar de las adversidades, y cuando nos llega la noticia que están enfermos es lo peor que puede pasar en la vida de un padre.

-

Al enterarse que se tiene un hijo enfermo hay que poner todas las esperanzas y la fe en Dios, ya que él es el único que puede sanarlo, sacarlo adelante y romper todo yugo.

Beneficio de la oración para un hijo enfermo

La oración nos da paz y tranquilidad en cualquier situación, ya que al hacerlo se le entrega toda carga y preocupación a Dios, y él en su santa misericordia nos cobija bajos sus alas.

Él sana cualquier dolencia o enfermedad que se tenga, y al interceder por otra persona, ya sea hijo o algún otro familiar, llegan doble bendiciones.

Dios padre escucha nuestros anhelos y pedidos, ayudando a cumplirlos. La madre o padre, al hablar con Dios, llega la oración con más fuerza gracias al gran y maravilloso amor que sienten estos por su hijo enfermo. Se debe creer en Dios y en Jesús, su hijo, para que Él haga el milagro.

❌ Oración para un hijo enfermo

Amado espíritu santo, quién reina en toda la tierra

Te honro a ti y a tu hijo Jesús de Nazaret

Primeramente, perdóname por mis errores

Y perdona a mi hijo por los suyos

Somos obra tuya padre

Te entrego la vida de mi hijo (nombre de tu hijo)

Y te pido por su vida, ya que

Tú me lo mandaste señor

Y tú eres el único que tiene el poder de sanarlo, en el nombre de Jesús

Mi hijo es sano por el poder de la llaga

Solo tú, padre, sabes cuál va a ser el propósito de esta situación

Ya que todo tiene un propósito y si estás permitiendo

Que esto pase con mi hijo

Es porque hay un aprendizaje

Confío en ti y en tu palabra

Santo eres y santo serás

Reinaras por los siglos de los siglos

Amén.

❌ Oración de acción de gracias por un hijo enfermo

Santo Dios que reina desde los cielos

Desde un principio te entregué mi vida y la de toda mi familia

Tú nos has cuidado en cada paso que damos y te doy las gracias

Gracias por estar en cada momento

Gracias por mi hijo

Gracias por sanarlo y sacar esa enfermedad de su vida

(Enfermedad de tu hijo) no pertenecía en la vida de (nombre de tu hijo)

Tú lo sanaste y lo sigues cuidando

Gracias por cada minuto que mi hijo pasa juntos a nosotros

Junto a su familia y amigos

Gracias por Hallar gracia en él

Gracias por salvar a mi hijo

Gracias a tu gloria señor Jesús

No puedo dejar de darte las gracias

Me rindo ante tu presencia y darte gratitud

Y me inclino hacia a ti, padre

Porque tú eres glorioso y majestuoso

Estamos bajo tus ojos

Amén.